3/10/18

Vichyssoise de manzana con garbanzos horneados, boniato y pesto

Vichyssoise de manzana con garbanzos horneados, boniato y pesto



Hace tres días que entramos en la estación de otoño, donde los largos días de verano quedaron atrás. Pero es ahora, en el equinoccio de otoño cuando la luz posee una calidez y belleza que para mí es de las más espectaculares del año. Los rayos de sol por la tarde se convierten en haces de luz anaranjados, que dotan a ese momento de un aura mágica.


Y, es en esta época cuando las tonalidades otoñales explotan allá donde mires: en las hojas de los árboles caídas, en la luz del sol, en los boniatos y calabazas, los caquis y las manzanas... La naturaleza nos envía mensajes (y nos proporciona alimentos de temporada) para que, inconscientemente, nuestro cuerpo y mente se vaya preparando para el frío invierno que en unos meses llegará (en algún momento).



Tengo que confesaros, que la vichyssoise fue la primera crema caliente que probé en mi vida, bien mayorcita ya, tendría 19 o 20 años (a mi madre no le gustaba mucho la cocina y lo de las cremas nunca lo probó a hacer) y me encantó. Desde entonces, incorporé este tipo de plato a mi cocina y siempre me salen deliciosas.


Cuando me puse a preparar esta receta, me propuse unir el delicado sabor de los puerros de la vichyssoise con el dulzor que aporta la manzana de temporada. El resultado es tremendo: una crema de sabor muy delicado y reconfortante, con notas dulces de la manzana, que provocan que a la segunda cucharada te sientas "como en casa".


Si quieres tomarla tal cual, está deliciosa, pero si la quieres convertir en plato completo entonces añádele los toppings que te propongo para directamente subir al séptimo cielo.



¡Espero que os guste!





Vichyssoise de manzana con garbanzos horneados, boniato y pesto







Vichyssoise de manzana con garbanzos horneados, boniato y pesto





INGREDIENTES (Para 3-4 personas) 


3 puerros
2 manzanas
1 patata mediana-grande
Agua (hasta cubrir las verduras)
2 cucharadas de aceite de oliva (de ppf)
Sal marina / Himalaya
Pimienta negra recién molida
1/2 cucharadita
Jengibre molido

Toppings: 

Garbanzos cocidos y escurridos
Ajo en polvo (o dos dientes de ajo)
Sal marina / Himalaya
Pimienta negra recién molida
Pimentón dulce

1 boniato naranja
Sal marina / Himalaya
Pimienta negra recién molida
Pizca de cúrcuma en polvo
Tomillo

Semillas de calabaza crudas

Salsa de pesto





ELABORACIÓN


Limpia muy bien los puerros y trocéalos muy pequeñito. Vierte en una cazuela honda con 2 cucharadas de aceite de oliva caliente y deja que se poche a fuego medio-bajo. Remueve de vez en cuando y salpimienta.

Cuando el puerro comience a trasparentarse y estar blando, añade la manzana pelada y troceada junto con una pizca de jengibre molido. Deja cocinar unos 3-4 minutos y entonces incorpora la patata pelada y troceada y cubre lo justo con agua. Tapa y deja hervir suavemente, unos 15-20 minutos.
Una vez cocido, tritura con la ayuda de una batidora de brazo. Rectifica de sal, si es el caso. Reserva.

Mientras se hace nuestra crema, mezcla los garbanzos, cocidos y escurridos, con las especias (ajo en polvo, sal, pimienta negra recién molida y pimentón dulce). Coloca en una bandeja de horno cubierta con papel vegetal de hornear. Al lado, puedes poner el boniato pelado (si quieres) y troceado con
una pizca de sal, pimienta negra recién molida, pizca de cúrcuma en polvo y unas hojitas de tomillo. Riega todo (garbanzos y boniato) con un chorrete de aceite de oliva (de ppf).

Introduce en el horno, precalentado a 180ºC, a media altura unos 15 minutos, hasta que el boniato esté hecho y los garbanzos más duritos (pero no excesicamente secos).

Para tostar las semillas de calabaza coloca una sartén pequeña a calentar sin nada de aceite. Cuando esté bien caliente, echa las semillas y ves moviéndolas para que no se quemen. Sabrás que están en su punto cuando explotan, poniéndose gorditas y haciendo "pop".

Para emplatar, coloca una base de nuestra vichyssoise de manzana en platos hondos o bols. Encima añade un poco de todos nuestros toppings: los garbanzos horneados, el boniato, las semillas de calabaza y una cucharadita de salsa de pesto casero. Coloca unas hojitas de albahaca fresca y riega con un hilo de aceite de oliva.

Bon profit!





Vichyssoise de manzana con garbanzos horneados, boniato y pesto
Vichyssoise de manzana con garbanzos horneados, boniato y pesto

No hay comentarios:

Publicar un comentario