19/9/17

Pasta con espárragos, pesto rojo, olivas y rúcula [Sin gluten]

La Cazuela Vegana










Muchas veces,  ingredientes que de forma aislada son sencillos, cuando los juntas en un mismo plato se crea una explosión de sabores que eleva esa sencilla receta a un nivel superior.


Con esta receta tan especial, que surgió de manera improvisada (como muchas de las que he escrito hasta ahora) a través de la intuición y desde lo más profundo de mi ser, doy por inaugurada una nueva etapa en el blog y en mi vida.


He realizado algunos cambios en el diseño del blog buscando aún más la sencillez y la limpieza, y dejando que lo esencial hable por sí mismo: la fotografía.


A partir de ahora, pretendo publicar más a menudo y volver a retomar esta relación que tengo con tod@s vosotr@s y que tanto me llena, especialmente cuando puedo ayudaros a llevar una alimentación más saludable y natural.


Espero que os guste el nuevo aire que se empieza a respirar aquí, en mi hogar... en La Cazuela Vegana.




La Cazuela Vegana









 

 

Pasta con espárragos, pesto rojo, olivas y rúcula [Sin gluten]



INGREDIENTES (Para 3 personas)

260 gr. pasta de legumbres (en mi caso eran Fussili de lentejas rojas)
1 manojo de espárragos trigueros o verdes
Olivas negras
1 puñado de rúcula fresca
1 cucharadita de aceite de oliva de 1ª presión en frío
pimienta negra recién molida
sal marina / Himalaya

Pesto rojo vegano:
6 o 7 tomates secos en aceite (o rehidratados)
1 diente de ajo
10 gr. piñones
3-4 hojas de albahaca fresca
aceite de oliva
sal marina / Himalaya
pimienta negra recién molida

Parmesano vegano:
un puñado de anacardos (o almendras
2 cucharadas de levadura de cerveza
sal al gusto (ha de quedar con su punto de sal, como el queso)


ELABORACIÓN

Lo primero será preparar el pesto rojo. Introduce en la picadora o robot de cocina, los tomates secos, el diente de ajo pelado, los piñones y una cucharada de aceite de oliva. Tritura hasta obtener una pasta homogénea. Tendrás que ir parando y ayudarte con una cuchara para ir bajando la pasta y volver a triturar. Una vez hecho, añade las hojas de albahaca y salpimienta. Incorpora un poco más de aceite hasta obtener una salsa con el espesor que más te guste. Reserva.

En una cazuela con agua hirviendo y una pizca de sal, cuece la pasta el tiempo que indique el paquete.

Por otro lado, limpia los espárragos y hazlos a la plancha, a fuego medio, con un chorrito de aceite de oliva. Retíralos cuando comiencen a dorarse.

Antes de servir, escurre la pasta y mezcla con el pesto rojo. Añade los espárragos y las olivas. Sirve en cada plato con un poco de rúcula por encima y parmesano vegano.

Disfruta de la mezcla de sabores tan deliciosos que se han unido en esta comida, y sobretodo... ¡disfrútala con l@s que más quieres!



La Cazuela Vegana
La Cazuela Vegana

5 comentarios:

  1. ¡Que alegría que hayas vuelto! ¡Se te hechaban de menos a ti y tus recetas! :3 esta se ve deliciosa, ¡ya sé como voy a almorzar el viernes! Ya te contaré que tal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias! Así da gusto volver!!! ;)

      Eliminar
    2. Fue toda una delicia el plato, va a mi recetario de cabeza,aunque se me hace raro el sabor de esta pasta en comparación con la que estoy acostumbrada, pese a ello muy rico y recomendable.
      Espero que la vuelta sea por mucho tiempo Un beso y seguid así, ya que deberas que tu blog me salva ahora que tengo que cocinarme todos los dias.(っ◔◡◔)っ ❤

      Eliminar
    3. Qué bien que te gustara! Con el tiempo vamos descubriendo sabores a los que el paladar no está acostumbrado pero que luego nos chiflan. No te parece?

      Muchas gracias Aanata!!!

      Eliminar
    4. Sin duda alguna, al principio el cilantro no podía ni verlo y ahora no se como vivir sin él. XD

      Eliminar

Blogging tips